Fotografía Nota
Ver Otros Tableros

Cristal de Murano

by Destinos & Hoteles | PH: Banco de Imagen

Si se encuentra con un cristal de Murano, usted tiene en sus manos nada más y nada menos, que un vidrio que se convirtió en joya.

Los responsables de semejante metamorfosis son verdaderos artistas. Su modo de fabricación es famoso, por un lado, por la destreza que requiere y por otro, por su delicadeza y finura. De este cristal de colores se pueden obtener diversos objetos y algunos realmente son de lujo: lámparas, marcos, jarrones y preciosas joyas.

Los cristaleros de Murano tienen un oficio que es una reliquia. Su manera particular de elaboración es única, trabajan a mano y soplando el vidrio. Dada su extraordinaria particularidad, no es fácil de realizar, por eso hay que poner suma atención cuando obtenemos un Murano, ya que existen muchísimos falsificadores por el mundo entero.

Cuenta la historia que en 1291, los fabricantes del delicado cristal tuvieron que mudarse por riesgos de incendio, dado que para transmutar el vidrio en cristal utilizan fuego y Venecia está construida mayoritariamente en madera. De esta manera, la alquimia quedó delimitada a la zona de Murano, una isla separada de la ciudad, que se encuentra a un kilómetro de Venecia. Vale conocerla, deleitarse y por qué no, elegir su pieza.

  • Compartí la nota:

¡Seguí Viajando!

Notas Relacionadas / Tablero